Si copias algo, citame!

16 abril 2017

Día de la Guiadora

Ayer 15 de Abril fue el Día de la Guiadora, que celebramos todas las Guías, Guiadoras e Instructoras en Argentina.

Y hoy quisiera decir: GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS!!! A todo lo que la Asociación me dio, tanto a través de cursos y vivencias sábado a sábado, como en desafíos de convivencia y proyectos, herramientas para la vida diaria.

MUCHO de lo que soy se lo debo a ser guía, a ser guiadora a ser instructora. Y para que esto no quede en algo vacío, lo voy a enumerar (me encantan las listas con viñetas, viooo?)
  • La mitad de mi nombre artístico: Chinchiya, nace de mi totem guía-scout: Chinchilla Perceptiva. 
  • La idea de que, aún compartiendo espacios y actividades con los scouts (varones), nosotras como guías (mujeres) éramos absolutamente autónomas, tanto desde lo organizativo como desde el programa educativo. Que podemos vivenciar actividades en hermandad guía-scout, y eso no significa una división de trabajos tradicional de tipo mujer-hombre estereotipado, sino compartir en todo las tareas.
  • El EMPODERAMIENTO que me enseñaron en las guías tanto en el Aire Libre como en la vida en ciudad, sabiendo que cualquier dificultad se puede superar con trabajo: yendo de campamento y armando desde mesas con troncos que hachamos hasta puentes con sogas, caminatas de 15 Km y refugios... Miles de imágenes se me disparan haciendo "salvajadas" que otras chicas de mi edad creían imposibles por su género.
  • Las herramientas de ORGANIZACIÓN, planeamiento y ejecución de actividades y cursos en la Asociación Guías Argentinas, que me entrenaron para organizar clases en la facultad y en otros ámbitos, talleres como los de Jane Poppins y La Séptima Bruja, encuentros como Pórtico y Vilwareen.
  • Más grande aún: La idea de que armar un PROYECTO desde el papel a la realidad te da un poder increíble. Tantos proyectos en curso y realizados como mi novela, nuestro rejunte feminista Esa palabra con F, las actuales derivaciones de Pórtico, mi duo artistico Draak Meisies, y otros que puedan surgir, me da la sensación de que siempre me queda mucho por hacer, y con eso me siento viva: en el hacer.
  • El TRABAJO EN EQUIPO: que me parece fundamental en todos los ámbitos de la vida, desde el familiar y el laboral hasta los proyectos compartidos con amigos y amigas. Y en conjunto con eso, saber que será necesario resolver conflictos y lidiar con emociones complicadas que hay que atender, no ignorar. 
Sin embargo, no soy una persona de naturaleza nostálgica.
Agradezco todo esto al tiempo compartido con las guías, y de vez en cuando me gusta estar en un curso o bien fantasear con campamentos, pero sé que el trabajo de cada sábado con las chicas es muy muy absorbente, y que el trabajo en un consejo es durísimo y muy desagradecido. 
Agradezco también haber descubierto el coaching, que fue como una continuidad natural de las guías. 
Por supuesto que agradezco también la formación familiar, lo que me enseñaron mi mamá y mi papá (y también mi abuela, mi tía), hasta mi paso y estadía como docente en la Facultad de Ingeniería, que son complementarias a todo esto que menciono más arriba. 
Y bueno, algunas cosas fui aprendiendo por curiosidad y valentía... Pero ese es otro post.

Por otro lado, dejar a tiempo las guías, también me abrió un mundo de posibilidades. Descubrir que la abnegación para mí ya no es un valor, me salvó de la autodestrucción y me abrió la puerta a la creatividad. Porque puedo aportar desde este, mi no-lugar en la Asociación, haciendo de vez en cuando intervenciones, dando alguna charla sobre planeamiento o trabajo en equipo, o lo que haga falta.

Hoy, Domingo de Pascua, quisiera saludar a todas mis hermanas guías, y que su Fe las continúe impulsando hacia la construcción de un mundo mejor.

También quisiera desde mi presente, en el que ya no soy católica, que puedan abrir los ojos a otras posibilidades, a otras sororidades no cristianas que son igualmente empoderadoras, constructivas y felices.

2 comentarios:

María Gloria Arrippe dijo...

La vida guía nos ah cruzado en el camino de la vida... Y claro que fue un placer q la era de las redes sociales nos pusiera en contacto nuevamente... Feliz día también para vos... Una gran guiadora, no solo en el movimiento sino con su ejemplo de superación en la vida... Te saludo con un siempre lista! Y espero q la vida algún día nos vuelva a juntar junto a un gran fogón!

Chinchiya Arrakena dijo...

Gracias, Gloria, por tus palabras! Sí, esperemos vernos en algún fogón!! y si no, lo armamos nosotras! jajaja